Archivo de Categorías: Difúndelo tú mismo

Una mirada distinta

Dibujos como este son los que realiza la artista Claudia Díez Roscelli. Quien experimenta con las figuras geométricas llevándolas tanto al ámbito del dibujo o la ilustración, como al de pintura. Difúndelo tú mismo por Claudia Díez Roscelli Anuncios

Una mirada distinta

Dibujos como este son los que realiza la artista Claudia Díez Roscelli. Quien experimenta con las figuras geométricas llevándolas tanto al ámbito del dibujo o la ilustración, como al de pintura. Difúndelo tú mismo por Claudia Díez Roscelli

Muérete

Muéreme Despacio No te apresures Goza cada segundo de mi ausencia, Cada centímetro de mi lejanía, de mi vacío, de este espeso silencio que nos absorbe. Apura la copa y déjate caer en el vertiginoso insomnio de la noche más

Muérete

Muéreme Despacio No te apresures Goza cada segundo de mi ausencia, Cada centímetro de mi lejanía, de mi vacío, de este espeso silencio que nos absorbe. Apura la copa y déjate caer en el vertiginoso insomnio de la noche más

Cine: El precio de Volar

Carla Subirana ya ha estrenado su último largometraje, Volar (Pandora Cinema). En esta película documental Subirana se introduce en la Academia Militar de Murcia y es la primera vez que una cámara se entromete en una institución militar con estos

Cine: El precio de Volar

Carla Subirana ya ha estrenado su último largometraje, Volar (Pandora Cinema). En esta película documental Subirana se introduce en la Academia Militar de Murcia y es la primera vez que una cámara se entromete en una institución militar con estos

‘Siento, luego existo’ por Claudia Benlloch

Estando viva, he muerto y he resucitado, sin haberme exudado nunca de ser yo. Agonicé porque debía hacerlo, en la noche mental de los aceros y el ácido, encontrando y dilapidando los centros que nunca quise, para finalmente abanderar  bajo

‘Siento, luego existo’ por Claudia Benlloch

Estando viva, he muerto y he resucitado, sin haberme exudado nunca de ser yo. Agonicé porque debía hacerlo, en la noche mental de los aceros y el ácido, encontrando y dilapidando los centros que nunca quise, para finalmente abanderar  bajo

‘Surrealismo trágico’ por Pedro Iturrioz

Doble puerta de cristal estilo push & pull bidireccional. Se agitan como molinos confirmando que entró alguien. Dos sillones cómodos, de reposabrazos gastados al nivel de las manos que se apoyan. Sin decoración en las paredes, pintadas en tonos pardos,

‘Surrealismo trágico’ por Pedro Iturrioz

Doble puerta de cristal estilo push & pull bidireccional. Se agitan como molinos confirmando que entró alguien. Dos sillones cómodos, de reposabrazos gastados al nivel de las manos que se apoyan. Sin decoración en las paredes, pintadas en tonos pardos,

‘Soy un desgraciado’ por José María Contreras Espuny

Así, en líneas generales, se puede decir que soy un desgraciado. Además, como en cualquier caso de desdicha diagnosticada, no es un solo factor el que propicia la circunstancia, sino una camada de ellos. Puede que con uno bastara, pero

‘Soy un desgraciado’ por José María Contreras Espuny

Así, en líneas generales, se puede decir que soy un desgraciado. Además, como en cualquier caso de desdicha diagnosticada, no es un solo factor el que propicia la circunstancia, sino una camada de ellos. Puede que con uno bastara, pero

Difúndelo tú mismo: El derecho al delirio de los sombreros

Si un sombrero llevara una vida independiente, despojado de su histórico y forzado vínculo a las coronillas, tendría un valor intrínseco redoblado. Toda la enriquecedora estética oblonga de su vientre quedaría libre, suelta. El sombrero silbante, el sombrero rabalero, el

Difúndelo tú mismo: El derecho al delirio de los sombreros

Si un sombrero llevara una vida independiente, despojado de su histórico y forzado vínculo a las coronillas, tendría un valor intrínseco redoblado. Toda la enriquecedora estética oblonga de su vientre quedaría libre, suelta. El sombrero silbante, el sombrero rabalero, el